16.5 C
Ilo
23.1 C
Moquegua
31.8 C
Omate
24 C
Arequipa
16.5 C
Mollendo
16 julio, 2024 11:54 am

Siglo XX: Fin a la polémica Haya – Mariátegui

Por: Edgard Norberto «Beto» Lajo Paredes   

Hubo una ruptura más fuerte y definitiva de José Carlos Mariátegui con el Comunismo, del que muy poco se ha hablado; hay dos hechos reveladores: primero, una mentira propalada por la extrema izquierda totalitaria que “Mariátegui fundó el Partido Comunista”; y, segundo, una verdad oculta “la Tercera Internacional Comunista, repudió y rechazó a José Carlos Mariátegui”.

FUNDÓ EL PARTIDO SOCIALISTA

Lo único cierto es que Mariátegui fundó el Partido Socialista Peruano el 07 de octubre de 1928, nunca fundó el partido comunista, esto lo reconoce César Lévano: “efectivamente Mariátegui no fundó el Partido Comunista” (La polémica Haya de la Torre – Mariátegui, José Barba César Lévano, p. 73).

COMUNISMO RECHAZÓ A MARIÁTEGUI

El comunismo repudió a Mariátegui y rechazó sus propuestas, ello aconteció en la Primera Conferencia Comunista Latinoamericana, realizada en Buenos Aires en junio de 1929, asistió Julio Portocarrero y expuso, por encargo de José Carlos, la tesis del Partido Socialista –del cual fue cofundador-, al respecto, en su libro, narra: “Durante el desarrollo del debate en este punto, no se puede encontrar aportes de parte de las otras delegaciones. Todas ellas se manifestaron contrarias a la formación del Partido Socialista. Todas se pronunciaron por … organizar el Partido Comunista … Pero ése no era nuestro pensamiento, no era la tesis que nosotros habíamos aprobado. Nosotros habíamos acordado hacer un Partido Socialista”. (Sindicalismo Peruano, primera etapa 1911-1930, agosto de 1987, p. 182), luego señala: “la formación del Partido Socialista sí significaba de alguna manera, una especie de diferencia con la III Internacional” (p. 190).

PARTIDOS SOCIALISTA Y COMUNISTA: DIFERENCIAS

La diferencia del Partido Socialista de Mariátegui con el Partido Comunista fue, el primero agrupaba a obreros, campesinos, pequeña burguesía e intelectuales, respondía a la realidad peruana; el segundo sólo organizaba a la clase proletaria, respondía a la realidad rusa. Por ello la sección sudamericana comunista “consideraba que el Partido Socialista de Mariátegui –como recuerda Basadre- sólo hacía que “bajo una fórmula nueva y con una nueva etiqueta, tengamos en el Perú el resurgimiento del APRA” (George Sorel y J.C. Mariátegui, de Hugo García Salvatecci, p. 149), y (Haya de la Torre y Mariátegui Frente a la Historia, de José Barba Caballero, p. 180).

DESPRECIARON EL LIBRO DE MARIÁTEGUI

Vitorio Codovila, a la sazón, Secretario Sudamericano de la III Internacional Comunista, despreció el libro “7 Ensayos de Interpretación de la Realidad Peruana”, así lo afirma Julio Portocarrero (p. 185). También nos da cuenta, que la tesis de José Carlos sobre El Problema Indígena, fue desestimada por los comunistas, quienes plantearon “con desconocimiento completo del … país”, la creación de las “repúblicas independientes … quechuas y aymaras” (p. 186-187).

MARIÁTEGUI Y COMUNISMO: DISCREPANCIAS

Las discrepancias de Mariátegui con el comunismo fueron y son de fondo, sustanciales e ideológicas; sin embargo, aún después de la ruptura con Haya, siguió adherido doctrinariamente a las tesis del APRISMO: concepción del Partido de Frente Único de clases oprimidas de trabajadores manuales e intelectuales; de construir una teoría que no sea “calco ni copia” y un “movimiento autónomo latinoamericano”; ambos fueron repudiados por el comunismo.

FIN DE LA POLÉMICA HAYA Y MARIÁTEGUI

Pongamos fin a la polémica, entre Haya de la Torre y Mariátegui, más artificiosa que real, por lo siguiente: Haya creó el APRA al que perteneció Mariátegui; éste fundó la revista Amauta como tribuna intelectual aprista; ambos fueron: discípulos de Manuel González Prada, Rectores de la Universidad Popular, Directores de la revista Claridad (Tribuna de la juventud libre); además, coincidieron en el enfoque del problema del indígena y de la tierra; tuvieron la misma apreciación de la producción intelectual de González Prada y Ricardo Palma, en cuanto al rol revolucionario de la literatura y la prensa; llamaron Indoamérica a América Latina; más hablaron de lucha de generaciones que de lucha de clases; y, los dos, fueron repudiados por la III Internacional comunista.

DOS GRANDIOSOS LIBROS

Sólo releyendo sus libros: “7 Ensayos de interpretación de la Realidad Peruana” y “El Antimperialismo y el APRA”, podemos opinar sobre sus autores y actores, en la creación de una doctrina propia para el pueblo, y construcción de la revolución política en el Perú e Indoamérica “sin calco ni copia” y contra el “colonialismo mental”.

Análisis & Opinión