- Clasificados -

El debate final

POR: ENRIQUE LAZO FLORES     

A pocos días del 4 de diciembre, fecha crucial para el Movimiento Político Regional Kausachun que preside Jaime Rodríguez Villanueva quien postula para el Gobierno Regional de Moquegua y del otro lado, el partido de Somos Perú cuya representante y candidata para el gobierno regional es la bachiller en Derecho, Gilia Gutiérrez, en este momento pugnan por convencer a los simpatizantes para ser favorecido con el voto.

En esta segunda vuelta “la pelea es en las calles”, ambos cambiaron de “estrategias de lucha”, dejando la guerra sucia a los troles y ellos mismos “están dando la cara” para hacer sus campañas un poco “más creíble”, uno más que el otro, en este caso, es Jaime Rodríguez quien está recurriendo hasta de cambiar su fisonomía, donde le hacen aparecer con la cabeza rapada al extremo de parecerse como un  “candidato pituco” que no va con él y eso le está restando los votos, porque como persona siempre se ha identificado con el pueblo, con quien se abraza y bromea, pero ahora con esa figura la gente no confía y “se corre de abrazarlo”, porque no es el mismo, muchos dicen “se parece al acciopopulista que no quería comer sándwich, de chicharrón en la calle.

A esos detalles se suman el haberlo disfrazado de pirata, sin darse cuenta que, el ser pirata es una palabra de origen latín y es un término que ha tenido diversas acepciones a lo largo de la historia y el significado tradicional está asociado al individuo dedicado a realizar robos y secuestros en embarcaciones, los piratas, por lo tanto, son considerados como criminales que actúan en alta mar y que abordan barcos con fines delictivos.

Para la gran mayoría de pobladores en el puerto de Ilo llamó poderosamente la atención esta presentación y al tener conocimiento que tiene o tuvo varios casos de denuncias anteriormente, lo asocian y cae de mala leche esas comparaciones que le hicieran, lo que también no le suma en sus intenciones de ganar adeptos para su causa.

Esos y otros detalles, que no le hacen nada bien está “pasándole la factura” a Jaime Rodríguez, y está generado que duplique sus esfuerzos para convencer a la gente que, a decir verdad, pese a lo que está haciendo en esta campaña, ya “Kausachun tocó techo”, y no se nota que sube más de lo que ya subió. En este momento se debate en lo que tiene y sus nuevos fuertes ya no son novedad, son los mismos que ayer estuvieron y está dejando una brecha que Gilia está aprovechando inteligentemente.

EL GRAN “CUCO” DE JAIME RODRÍGUEZ, ¿JUICIOS PENDIENTES?

Empero no todo está dicho, aún queda dos o tres semanas más de campaña, pero el estigma de denuncias anteriores le persigue. Según la edición de radio Exitosa Lima, la semana pasada dieron la información que Jaime Rodríguez tenía 21 casos abiertos en el Poder Judicial, como otro candidato en el norte del país, también tenía casi la misma cantidad de casos, noticia que fue desmentida por su candidata a vice gobernadora, la abogada Zulma Aro quien en una entrevista con este columnista ha señalado que no tenía ningún caso abierto, menos una sola denuncia en curso, pero de aparecer alguna denuncia y que en el futuro llegaran a vacar a Jaime Rodríguez, ella estaría dispuesta a asumir el cargo, “estoy en la capacidad de asumir el cargo” dijo. ¿Acaso será una premonición?, lo cierto es que no se corre y de seguro dará cara al momento de llegar el caso.

EL DEBATE FINAL ¿SU ULTIMO RECURSO?

De ser cierto estas versiones, estaría en un difícil momento y a Jaime Rodríguez le quedaría aún un espacio por cerrar y es allí donde debe quemar sus baterías al extremo, como es el Debate Final, y precisamente donde no quiere llegar.

Es que, en el debate final, al margen de verse ante un nuevo equipo de técnicos que conforma Gilia Gutiérrez, donde según se supo estaría conformado por jóvenes profesionales de primera línea, con nuevos proyectos y nuevas propuestas, se las tendría que ver con el equipo técnico de Jaime Rodríguez, que en su mayoría se sabe que son los mismos rostros de su último gobierno y allí Gilia estaría tomando una ventaja abismal, esto es hablando de sus equipos técnicos.

De otro lado, algo que seguramente no deja dormir a Jaime Rodríguez son los temas a debatir, y si por allí le salen con algún tema relacionado al “caso Asqui”, de quien ya dijeron que se reabriría el caso, las vería “cuadrado”, porque son temas sensibles, que aún están a flor de piel entre los familiares del difunto ex trabajador.

Como se ve el debate en sí, no le favorece al líder de Kausachun, más bien es un tema a la cual no quisiera llegar, ya que se encontrará con una candidata que viene de ganar en el debate de la primera vuelta y se le ve más segura y más fortalecida por los golpes que viene recibiendo en la guerra sucia, golpes que está aprendiendo a esquivar y pararse bien en esta segunda vuelta.

Veremos cómo se enfrentarán en este poco trecho que les queda por caminar y seguramente en el Debate Final veremos a una que representa a la juventud y que emula ser David con el mismo rostro de la primera vuelta, mientras que el otro sería el mismo Goliat, mostrando las diferentes caretas a las que ha sido sometido por sus iluminados asesores que no le hicieron nada bien al candidato de la experiencia.

Análisis & Opinión

ANÁLISIS Y OPINIÓN

error: Diario La Prensa Regional