16.2 C
Ilo
19.1 C
Moquegua
23.9 C
Omate
19 C
Arequipa
15.2 C
Mollendo
21 julio, 2024 6:28 pm

Vizcarra feliz, pero no por mucho tiempo

POR: KAREM ROCA LUQUE   

Han pasado casi cuatro años desde que Martín Vizcarra salió del Palacio de Gobierno, cuando el Legislativo declaró su “permanente incapacidad moral”. Un juicio político que Vizcarra ha sabido utilizar muy bien para su campaña política y la creación de su partido “Yo Primero”. Vizcarra aprovecha cualquier situación que sea de su conveniencia y del agrado del público que no lee y tampoco se informa.

Desde entonces, Vizcarra solo se ha dedicado a atacar al Congreso de la República, enfrentando y confundiendo a la población. Según Vizcarra, si él hubiera sido congresista activo, las cosas habrían estado mejor en el país. Un discurso que solo le cree su entorno y sus seguidores. Habría que preguntar: ¿quién financia a las personas que manejan las cuentas troll de apoyo a Vizcarra?

Si se le archiva algún caso donde es investigado, solo es suerte, nada más. La gente pregunta: ¿por qué, teniendo tantas pruebas, no está preso? Preguntemos a la Fiscalía de la Nación; gracias a ello, Vizcarra sale feliz, porque piensa que ha derrotado a sus enemigos. Señor Vizcarra, usted no tiene enemigos; el único enemigo que tiene es su conciencia. Pero nada dura para siempre, de eso sí estoy segura.

EL MENSAJE EN DOBLE SENTIDO DE MARTIN VIZCARRA

VIZCARRA (nov. 2020): “Mientras que el Gobierno no se dé cuenta y no sienta el mensaje de la calle, el mensaje de la sociedad, las marchas van a continuar y cada vez con mayor intensidad”.

En este mensaje, Vizcarra ya anunciaba que la sociedad tendría que salir a marchar a las calles. El apoyo que tuvo de las universidades y los estudiantes fue contundente; sentía un gran respaldo, aparentemente legítimo. En estas marchas iniciales hubo dos muertos, un hecho que fue aprovechado en el discurso diario de Vizcarra. Él, por su lado, estaba feliz, porque las marchas fueron aprovechadas por gente infiltrada que confundía a los estudiantes y a quienes estaban en las calles gritando que se fuera Merino. El expresidente Manuel Merino no tenía legitimidad, gracias a la confusión en las calles. Pues Vizcarra había logrado que su mensaje resonara, y con un gran impacto…

Vizcarra aún continúa rodeado de personas que le deben su posición, gracias a los espacios laborales que Miriam Morales Córdoba, su ex secretaria general, les ha facilitado. Recordemos que «la Morales» continúa trabajando en el Congreso de la República (perfil bajo) como asesora de una congresista. Está siendo investigada por haber contratado a su cuñada en el Ministerio de Transportes, donde la Contraloría emitió un informe determinando que la actuación de Morales fue «irregular, consciente y voluntaria» a favor de su cuñada. Un proceso lento y desapercibido, todo tiene un porqué… estaremos atentos al desenlace. Con tanta prueba verídica, ¿qué pasará?

Es necesario mencionar a las siguientes personas que han trabajado durante años con «la Morales». Si buscan en Google, podrán saber de quiénes se trata: Pamela Ingrid Gonzáles Samame, Lisbet Magali Santos Arias, María Sara Aguirre Pajuelo, Pedro Angulo, Marco Capillo Salazar, Carolina Carrillo, Pastor Paredes Diez Canseco, Cynthia Riega, Paul Caiguaray, Yulissa Juárez Anicama, etc. Pareciera una comedia, pero es real; esta gente conoce todo desde la época del «Gore y caso Chinchero». Por ello migraron al Palacio de Gobierno y a otros ministerios, y así sucesivamente sus familiares.

LO QUE DICE EL ANALISTA POLÍTICO, Y EX GEIN, JOSÉ LUIS GIL

Las denuncias contra Martín Vizcarra por actos de corrupción, tanto como gobernador regional de Moquegua o como presidente de la república, surgen a borbotones en diversos medios de comunicación, pero esto parece no importarle a una fiscalía acusada de alto grado de politización. Hasta el momento la cantidad de casos parecen no conmover ni a jueces ni fiscales, y, por el contrario, sirven como somníferos para un sector mediático adicto a las “vacunas”, “lavados”, “enjuagues” y “TikTok lagartos”, para repudio de la mayoría de los peruanos.

Lo denunciado por el programa Contracorriente contra Martín Vizcarra de estar implicado hasta en cuatro organizaciones criminales (según informe reservado de una comisión del Congreso, que fue compartida con los congresistas, pero que únicamente 15 de ellos habría leído y por eso no puede ser visto, o no quiere ponerse en agenda) que desde Pro Vías Nacional y de Pro Vías Descentralizado del tan cuestionado Ministerio de Transportes y Comunicaciones, se habrían pagado coimas al “lagarto” por parte de las empresas chinas, con diversas modalidades como incrementos contractuales y pagos en exceso (183 millones de soles), entre otras.

En total estas entidades aprobaron, según el informe del congreso, 93 contratos con 13 empresas chinas por un monto de 10 mil millones de soles, de los cuales en al menos 17 proyectos se habrían perdido 404 de los 600 millones de soles comprometidos, fuera de obras inconclusas u obras que jamás se construyeron. Un grupo de agraviados por esas empresas con deudas a estos proveedores son, por decir lo menos, parte de los “daños colaterales” de las artimañas criminales de esta relación contra natura empresarios-gobierno del lagarto, le han dejado al país.

Por eso no entendemos aún cómo un sujeto tan malhadado como Martín Vizcarra, puede tener “adeptos” (sino adulones), que lo vitorean en cuanta reunión a los que son convocados, olvidando que el sujeto se “vacunó” (él y su familia) primero que todos los peruanos para “salvar el pellejo” en caso la muerte tocará a su puerta durante la pandemia del COVID-19. Asimismo, es incomprensible que estos zombis pro-lagarto, hayan olvidado que la peor gestión antipandemia en la región sudamericana fue en el Perú, en el gobierno de Vizcarra, y nos arrebató la vida de más de 200 mil peruanos. Ese nivel de “estupidización” masiva de creerle a un sujeto de tan baja estofa realmente es decepcionante y denigrante.

Pero seguirán saliendo más tropelías del “lagarto”, quien tenía bien montadas sus 4 organizaciones criminales (según el informe reservado del Congreso revelado por Contracorriente), pero además, tendría un enmarañado sistema de acceso a la inteligencia policial o del Ministerio del Interior que le permitía, por medio de otro sistema de comunicaciones (aparentemente manejado por su escudero Óscar Vázquez quien trabajó por años en un medio de comunicación en que su jefa era una tal “colocha”) perpetrar desde allí toda clase de ataques contra sus enemigos políticos usando un medio de comunicación masiva. Todo se llega a saber y la verdad y la justicia llegarán para sacar a toda esta “costra caviar” que hoy intenta “retomar” el poder.

Los ciudadanos debemos tener claro que personas de un espíritu tan mísero como los mencionados no merecen estar en palacio o tener acceso al público, sino, pagar con la cárcel por todo el daño que le han hecho al país y a personas inocentes. Sí se puede. [Fuente: El Reporte – elreporte.pe]

MI COMENTARIO

Actualmente sabemos que Vizcarra tiene «lagartos» encubiertos en la Fiscalía, aunque sigan negándolo y se encarguen de borrar cualquier prueba para luego ser archivada. Pues bien, debo precisar que muchas veces he querido rendirme, pero hoy una persona de bien, con pruebas en mano, me dice: ¡No te rindas, Karem! Así que sigo en esta lucha incansable, que solo tiene un objetivo: justicia y reivindicación, en nombre de mi apellido, en nombre de mi padre y de todas las personas que sienten que no hay justicia, como la exministra de Salud Elizabeth Hinostroza, el analista político y ex GEIN José Luis Gil, Patricia Mariños, la ex secretaria de Morales, Nelly Salazar (QEPD), exadministradora de Vizcarra desde el GORE Moquegua, etc.

Lo he repetido una y mil veces: no tengo aspiraciones políticas, como lo afirman Vizcarra y su abogado. No me interesa ese mundo que tiene como lema una vil mentira: «lucha contra la corrupción».

Amables lectores, nos vemos la próxima semana. Desde aquí, un saludo muy especial a todos los padres con el digno objetivo de sacar adelante a sus familias.

Para ti, padre mío, un beso inmenso hasta el cielo. Estaré contigo cuando nuestro Señor me llame a su lado. Aquí estoy, papá, siguiendo tu enseñanza: ¡Retroceder nunca, rendirme jamás!

Análisis & Opinión