La Unidad de Saneamiento Ambiental de la Red de Salud Ilo, al realizar el monitoreo para verificar la calidad del agua de las cisternas, desde su acopio hasta su distribución, pudo comprobar que en 5 unidades vehiculares que cumplen este fin, no tenían las características técnicas.

El Dr. Percy Huancapaza, director de la Red de Salud Ilo, manifestó que toda cisterna que reparte agua potable, debe estar pintado de color celeste e indicar mediante un logo que transportan agua potable.

“Estas cisternas no tenían esas características, lo cual llamó la atención. Al solicitarles la documentación y las autorizaciones sanitarias, se percataron que no coincidía con las firmas y al parecer habrían sido adulteradas”, expresó.

De manera preventiva, se hizo el cruce de información con la Gerencia Regional de Salud Moquegua, confirmando que no están en su base de datos y no tenían la autorización, por lo que se pidió la intervención de la Entidad Prestadora de Servicios  (EPS) Ilo para que imponga la sanción que corresponda a la empresa proveedora.

Las cisternas vienen entregando el recurso hídrico a la población desde el día lunes, pero ante esta situación, se optó para que ya no se haga la distribución mediante estos vehículos, porque no garantizaban una buena calidad del agua y no se podía exponer a la población a un riesgo de salud.

Huancapaza, piensa que la EPS Ilo también ha sido sorprendida ante la emergencia, es por ello que tomaron las acciones correspondientes, separando a dichos vehículos.

1 Comentario

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here