Empresa encargada de la construcción de la nueva planta de combustibles de Petroperú en Lomas la Buitrera, decidió despedir a cuatro trabajadores, luego que exigieran que se contrate a personal de la localidad.

El Sr. Lisandro Padilla, dio a conocer que uno de los responsables de nacionalidad española convocó a 4 personas (3 hombres y una mujer) y los despidió aduciendo que harían una rotación de personal.

Indicaron que recientemente comenzó el proyecto y se encuentran movilizando tierras. Recién estaban trabajando 3 semanas, sin embargo, se tomó la decisión de retirarlos, lo cual es considerado como un atropello laboral y abuso de poder.

“Todas las acciones jurídicas las vamos hacer a partir del lunes con las denuncias respectivas, porque este hecho no puede quedar impune, sobre todo porque somos trabajadores ileños”, expresó.

Según precisan, los despidos es una medida de represalia, por haber declarado a los medios de comunicación y porque supuestamente habría afectado los intereses de la empresa.

Por su parte, Benjamín Ochoa, señaló que a las empresas que ejecutan el proyecto más les interesa traer gente de otras ciudades, en lugar de contratar a personal de la localidad.

“A raíz del plantón que hicimos nos despiden como represalia. Este es un acto irregular y arbitrario, no se ha emitido ningún documento dando a conocer los motivos “, declaró.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here